La tendencia global en la industria del café, es buscar que la cadena de producción se desarrolle de manera sostenible. Los consumidores cada vez más se interesan en ello, y por eso las grandes empresas cafeteras buscan la manera de apoyar a los agricultores a mejorar sus procesos productivos.

Uno de los objetivos que se busca es reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) comenzando el trabajo desde las mismas fincas cafeteras. Para lograr este objetivo, la empresa Caravela, que tiene presencia en Perú, desarrolla su programa PECA, en el cual trabajan en conjunto a los agricultores para optimizar su producción y hacerla de forma más ecológica.

Estas iniciativas se están imitando bastante en diferentes países del mundo con la intención de reducir la huella de carbono del café, y asegurar una producción más ecológica y sostenible. Los grandes importadores buscan proveedores que se adapten a esta tendencia, y Amauta State ayuda a los productores de café a conectar con nuevos clientes del mercado internacional, posicionando su producto y obteniendo mejores precios. Para tener una asesoría comercial totalmente gratuita ponte en contacto con nosotros escribiéndonos a info@amautastate.com.

Una herramienta que se emplea es la calculadora Cool Farm Tool desarrollada por Cool Farm Alliance, esta sirve para lograr identificar áreas donde las emisiones de GEI podrían reducirse. Para enfocar los esfuerzos en esas zonas, implementando el modelo de Agricultura Climáticamente Inteligente.

Una de las acciones que se implementan es el uso más eficiente de los fertilizantes. El objetivo es capacitar a los caficultores en el uso de las nuevas tecnologías y la importancia de determinar la cantidad adecuada de fertilizante mediante análisis de suelo. Ya que en el mercado hay fertilizantes con menor huella de carbono y fuentes de nitrógeno más eficientes y más sostenibles.

Además se enfatiza en el uso eficiente del agua en las granjas, debido a que el proceso de poscosecha, con el molino húmedo, se generan aguas residuales que también producen GEI a medida que se descomponen. También se busca mejorar el manejo de la pulpa de cereza de café, alentando a los agricultores a mantener el área cubierta de abono,  rastrillarla y rotarla semanalmente, para generar una mejora de la calidad del suelo.

Si te gustó el artículo, déjanos tus comentarios y síguenos en nuestras redes sociales.

Tambien te puede interesar:

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *